A continuación podrá ver el texto completo del fallo. Si su expresión de búsqueda (ENRIQUECIMIENTO Y INCAUSADO) también se encuentra contenida en él, haciendo click aquí será posicionado en la primera ocurrencia. Si desea descargar el documento original, presione el botón derecho de su ratón sobre el nombre del fallo (c40991), y elija la opción "Guardar destino como". Si desea imprimir el texto haga click aquí.

Texto completo del fallo c40991

A C U E R D O
En la ciudad de La Plata, a -27- de junio de mil novecientos ochenta << y>>  nueve, habiéndose establecido, de conformidad con lo dispuesto en el Acuerdo 2078, que deberá observarse el siguiente orden de votación: doctores San Martín, Laborde, Mercader, Cavagna Martínez, Negri, se reúnen los señores jueces de la Suprema Corte de Justicia en acuerdo ordinario para pronunciar sentencia definitiva en la causa Ac. 40.991, "Raña, Manuel contra Aguirre de Quinteros, Nélida Blanca << y>>  otros. Cobro de mejoras".
A N T E C E D E N T E S
La Cámara Segunda de Apelación en lo Civil << y>>  Comercial -Sala II- del Departamento Judicial de La Plata confirmó la sentencia de primera instancia en cuanto había rechazado la reconvención << y>>  la revocó en cuanto había acogido la demanda.
Se interpuso por la actora recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley.
Dictada la providencia de autos << y>>  hallándose la causa en estado de pronunciar sentencia, la Suprema Corte decidió plantear << y>>  votar la siguiente
C U E S T I O N
¿Es fundado el recurso extraordinario de ina-plicabilidad de ley?
V O T A C I O N
A la cuestión planteada, el señor Juez doctor San Martín dijo:
I. Sobre la base de la relación concubinaria habida entre el actor << y>>  la codemandada, durante la cual aquél realizó distintas mejoras en el bien de propiedad de la parte accionada << y>>  cuyo pago reclama, la alzada consideró que debía presumirse la gratuidad o liberalidad de tales prestaciones.
II. Considero que el recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley planteado por la actora resulta fundado.
El bien que recibió las mejoras, a estar a las manifestaciones de las partes, pertenece en común a la demandada << y>>  sus dos hijos también demandados. Por lo tanto presumir la gratuidad o liberalidad de las mejoras con la única mención de la relación concubinaria, no reviste el menor análisis porque -además de lo dogmático de la afirmación-, esta relación sólo fue mantenida con sólo uno de los copropietarios.
Por otra parte, la existencia de animus donandi no fue alegada por quienes tenían la carga de hacerlo << y>>  de haberlo hecho, ha de probarla (art. 375, C.P.C.). Lo que hicieron fue plantear reconvención por la ocupación de la finca.
De una u otra manera, no queda acreditada de manera fehaciente la circunstancia que la alzada consideró obstativa a la pretensión accionada, no correspondiendo aplicar la presunción contenida en el art. 1628 del Código Civil porque no se trata de la retribución de servicios prestados.
Resulta procedente, en consecuencia, la actio in rem verso desde que de otra forma se produce un << enriquecimiento incausado>>  en los propietarios en desmedro del edificante << y>>  no existe ninguna vía hábil para el reclamo (conf. causa Ac. 38.279, sent. del 10-V-88).
III. Corresponde, de conformidad con lo expuesto, hacer lugar al recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley, casando la sentencia impugnada en lo que fue materia del mismo << y>>  mantener la de primera instancia en cuanto hizo lugar a la demanda << y>> , como consecuencia de ello, afrontar el tratamiento de los agravios que quedaron desplazados (art. 289, C.P.C.).
En su expresión de agravios (fs. 145/47) se queja la actora de la reducción que el juez a quo hizo sobre el cálculo de la mano de obra.
El agravio es inconsistente porque contrapone su propia opinión con la del sentenciante, imputando -sin demostrarlo- 'complacencia' a los testigos (art. 260, C.P.C.). Además mal interpreta lo que resulta de la prueba de confesión desde que lo que en ella se admite es el trabajo del actor, pero no reconoce que éste hubiese sido exclusivo o excluyente, sencillamente porque ello no formó parte de la posición realizada (v. fs. 35, 6ª posición; fs. 36/37 vta.).
También se queja de que sólo se le haya reconocido la restitución de los materiales abonados según las facturas que acompañara, lo que -a su juicio- se contrapone al costo de materiales invertidos según la pericia practicada.
Tampoco considero fundado este agravio porque no enerva el fundamento del fallo que sólo reconoce lo que el actor probó haber abonado de su peculio << y>>  confunde lo que debió acreditar, esto es, lo invertido por él << y>>  no lo insumido en la obra. Téngase en cuenta que tratándose de la actio in rem verso el resarcimiento no puede superar el límite del efectivo empobrecimiento del actor.
IV. Los agravios formulados deben, pues, recha-zarse << y>>  mantenerse, en todo cuanto decidió, la sentencia de primera instancia. Con el alcance indicado, voto por la afirmativa.
Los señores jueces doctores Laborde, Mercader, Cavagna Martínez << y>>  Negri, por los mismos fundamentos del señor Juez doctor San Martín, votaron también por la negativa.
Con lo que terminó el acuerdo, dictándose la siguiente
S E N T E N C I A
Por lo expuesto en el acuerdo que antecede, haciéndose lugar al recurso extraordinario interpuesto, se casa la sentencia impugnada << y>>  déjase firme la de primera instancia en cuanto hizo lugar a la demanda. Costas a la parte demandada.
El depósito previo efectuado se restituirá al interesado.
Notifíquese << y>>  devuélvase.